Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Mayo de 2006.

GRACIAS!!!!

No tengo palabras, pero no puedo pasar por alto tal magno acontecimiento, que no hace sino confirmar que detras de las grandezas, las personas son siempre personas. El jefe tuvo la gentileza de responder un correo en donde le invitaba a leer el post sobre su música y la huella que dejo en mi vida. Muchas, muchas gracias!


Recuerdos en escabeche

Cuando por fin pudo destapar el frasco y ya con el brazo acalambrado, solo pudo gozar por breves segundos de su pírrico triunfo, pues el contenido salió disparado, como confirmandole que no iba a rendirse facilmente, depositandose tan asi en la vianda en turno. Termino por ayudarle, arrojando hasta donde la fatiga muscular permitiole, el triste contenedor hacia su destino final: la pared. Termino por engullir el resto, ya molesto. Pensaba en tantas y tan intrascendentes pequeñas batallas que se suscitan todos los dias y a cada momento, y el porque, ultimamente, las perdia todas. Quiso restar importancia y una breve lembranza le punzó en el parietal izquierdo; recordó todo lo acontecido el mes pasado y no pudo menos que sonreír ante la impotencia de saber perdida de antemano ESA particular campaña. Intento justificar sus torpezas, argumentó contra si mismo el monton de circunstancias adversas que tuvo que sortear ante su, digamos capricho? y finalizó el juicio aceptando que pudo haber hecho las cosas de otro modo. Iba a servir el café y la transparencia del agua en la ollita llamó su atención y volvió a repetirse la conveniencia de ir al super con una lista previa. Prendió el televisor, despues de una busqueda frenética del control por entre las costuras y uniones del desvencijado sillón, y durante la cual encontró; una caja de cigarros arrugados y añejos, botones de camisas (o blusas?), una variedad variopinta y en diferentes niveles de descomposición de restos alimenticios, hasta que el maligno instrumento estuvo en sus manos. Cuando por fin la pantalla se iluminó, el paisaje de puntitos blancos y negros con el temido sonido "ssshhhhhhh" que, definitivamente establecia de modo inequívoco la falta de señal, no pudo menos que terminar de convencerse de su mala fortuna en ese dia. Se hizo bolita sin acostarse y entonces, decidió enfrentar a otros cuatro recuerdos que hacian fila en el sistema límbico, como queriendo pelear. Uno de ellos, el más punzante de los cuatro, le traia intensas sensaciones e intentaba, malicioso, hacerlo llorar. Quebrarlo, pues. Lo logró. Emprendió mejor el ataque con otro menos perro, uno mas blandito. Eligió al tercero (el segundo tambien estaba cabron) y pudo iniciar el debate contra si mismo. Despues de todo, los recuerdos son uno y uno es su historia. Por cierto, nunca pudimos saber el fin de esta historia. El tipo aun sigue dialogando en silencio, con los brazos cruzados y la vida al reves, en un cuarto con paredes, no acolchonadas y si descarapeladas.




Juanita

Ella es una mujer valiosa. El argumento, invariablemente pasa por el músculo cardiaco. Es inevitable, sin embargo, trataremos de robar objetividad emocional de algun lado. Ella, como muchas mujeres (y muchos hombres) vive con sueños,dudas y miedos. Pero ha aprendido que no son lo mas importante. Todos los dias los enfrenta con el mejor de los ánimos... a veces le ganan las broncas, pero al siguiente vuelve a agarrar brios (no se de donde) e ilumina por donde pasa con una contagiosa alegria y te convence de la nimiedad de tus preocupaciones. No hay broncas que resistan su franca y sincera carcajada!! Juanita es frágil y tibia, es dulce, puede ser confusa, es hermosa y a veces enojona. Es humana, pues. Lo que la hace especial es que hace algunos años, decidió luchar por un ideal y enfrentó muchas adversidades por lo que creia y quería... y lo consiguió. Porque puso las miras tan abajo y eligió a un torpe tipo avasallado por los sueños? No lo se, nunca se lo he preguntado. Pero agradezco que haya sido asi. Juanita es mi esposa y la amo.


Letras azarosas en circunstancias complicadas, un poco aberrantes y siempre, siempre sinceras

Je, je. a veces me gustaria escribir nomas los titulos y dejar puros comentarios.

Que te estaba escribiendo, ah si! Erase una vez, un grupo de personas que coexistian en casi perfecta armonia. Cada una de ellas, como es natural, albergaba su propio, particular y estrecho infierno. Para algunos, ni siquiera llegaba e eso: simple llamarada de petate.

La condición humana e imperfecta producía los resultados esperados, o sea inesperados y sorpresivos. Como tu seguramente ya sabes, los humanos somos animales pensantes que muy a menudo, olvidamos hacerlo y damos rienda suelta a lo peor y lo mejor de nuestros primarios (primitivos es medio agresivo) instintos.

Eeeeentonces, los miembros del citado grupo entablaban relaciones mutlifaceticas, paradójicas, centrífugas y caleidoscópicas = complejas hasta el huevo. De repente, surgían chispas entre dos. Tales avisos de explosión podrian tener varios motivos; pasión, odio, ira o simple encabronamiento por que el uno no piensa como el otro. Otras veces, aparecian sentimientos encontrados (que, hay de otros?), que (adivinaste!) nadie encontraba. Y asi por el estilo...

El berenjenal (porque me gustara tanto esta pinche palabra?) se complicaba de cuando en vez, por: megashots hormonales, enrarecimiento climàtico, desequlibrios financieros, agruras y malestares estomacales, vuelos consuetudinarios y recursivos de aerolineas piratas de moscas y zancudos y factores igual o más de importantes. La situación tendía a entropizarse cuando, por lo menos tres, pero a veces mas de cinco miembros del clan, sufrian uno o mas de dichos factores desmadrogénicos.

Esperabas una descripción detallada con pelos, señales y sangre de alguna particular reyerta entre los citados especímenes?

Nomas acuerdate de: alguna reunion familiar de domingo. una junta en la chamba a las 7:30 AM. la ultima vez que que tu y tu pareja quisieron ponerse de acuerdo entre pizza o hamburguesas. la salida del kinder de tu chavit@.

Todo lo cual, a pesar de nada, sigue valiendo la pena, no?

 


Ella no lo sabe

La luna ilumina su rostro, yo adivino en su reflejo las cálidas lineas de su expresión.

Me adivino junto a ella, bañados en plata, desnudos.

Ella duerme. Me deja sin condicion, sin respuesta.

No lo sabe, que no lo se ni nunca lo sabremos. Que estamos y no somos.

Ella no me ve, solo me habla. Yo no le hablo. No hay palabra que cruce certera la linea entre A y mi tangente.

Parece que despierta, los gritos no regresan...

Ella no lo sabe, mastica solo un fragmento de lo que mi complicidad reclama y luego se postra, inutil, llana, patetica.

Pueriles lamentos, tiempos muertos, que nunca terminan por empezar desde el final. Parece que ayer será otro día y mañana ya terminó.

Y sigue sin saberlo. 


De como el corazon genera lluvia en los ojos al ser apachurrado inmisericordemente

Vuelta con los titulos, ya parece fijación. Perdon.
En momentos sensiblones y cursis, a veces afloran cosas buenas. Intentar entenderlo es casi imposible. Como se vuelve uno un guiñapo a merced de ciertas conductas, palabras o gestos, o peor aun la ausencia de uno o todos ellos? Quien sabe, pero igual se nubla la mirada con ese medio nudo en la garganta, medio patada en el bajo vientre. Que extrañas mezclas se avienta el dj de adentro con los sentimientos, provocando el regreso de algunos amigables fantasmas que uno creía exiliados.
Parece mentira pero uno, cuando creia haber arañado la tan cacareada madurez, vuelve y se tambalea por insignificancias y veleidades, de las cuales generalmente es uno el mas ácido crítico. Solo por la imposibilidad biológica, juraría que me anda bajando, os lo juro!
Porque alguien te lastima cuando no lo esperas? Porque los golpes duelen mas cuando vienen de alguien cercano? Preguntas que rayan en la estupidez, sentimiento o condición tan cercana ultimamente por estos lares.
Retomando la esencia fusiladora de este breve espacio donde todavia quedan restos de humedad (y al paso que vamos, va pa' largo), cito de nuevo a Don Nicolas y el tan querido Soneto: "...quien me vence tal vez, sin ser mas fuerte"
Golpes autoinflingidos en la maceta callosa y dura del tecleador. Dice mi suegro que uno siempre se busca sus males y sus bienes. Agrego yo: y en ese orden. Como que va uno adquiriendo una natural proclividad a regar el tepache, en directa proporción a la cantidad de lustros transcurridos en este (si, como no!) berenejenal.  
Intentaré postear algo menos gris y más jocoso, pero es dificil sonreír cuando el cucharón está apachurrado y peor aún, cuando no se sabe a ciencia cierta porque. Apelo a tu condescencia y ecuanimidad. Si ya llegaste hasta aqui, aguantate un ratito, ya mero termina el azote, ok?
En estos momentos, saber que estas ahi, no importa pensando que, me anima un poquito y como que me acerca más a... quien anda ahi?
Se que uno de los fundamentales origenes de mi circunstancia presente nunca leerá estas oscuras letras. Quede, de todos modos, la evidencia de un llanto chiquito pero picoso, que alguien causo, tal vez sin quererlo o sin pensarlo. (Lo cual no me reconforta en absoluto, pues el efecto es el mismo)
Gracias por tu tiempo, disculpa las molestias que este corazón colapsadon y extremosamente hipersensible te pudo haber ocasionado.
Cambio y fuera. 

Dime

Abrazo una idea que me ronda un recuerdo, lo bordo por entre uno de tus besos. El sabor salado de un sudor imaginario me lleva de vuelta hacia el fin de este breve sueño del que nunca pudiera decir que he despertado. Imagino luego dos palabras que congelan un instante y estremecen por rendijas lo que ya no sale a borbotones. Quieres andar de pronto. Lunas que no vemos terminan por oscurecernos el humor vitreo de la nostalgia. No se puede ser tan sin sentido en contra del sentir que parece no nos anima a animarnos. Vuelvo a pensar con el tallo y siento el tálamo inconcluso de otra corriente estática de miedo. Tuviste alguna vez entre tus manos la esencia de lo que no es, por obra y gracia de un deseo que no dices, ni dirás de otra forma. Más ideas en bicicleta por la ciclopista de nuestros odios y mentiras, rencores que queman las naves y se quedan para siempre. Balbuceantes, extenuados, con el sudor seco de la espera en el bolsillo y un dejo de complicidad contagiosa. Demasiados criptogramas indigestan la atención. Atacame, pues. Di lo que no me atrevo a escuchar e imagino de todos modos. Dime que me quieres.




Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next